Como manejar una fobia social

Una  fobia social, en algunas circunstancias es normal de acuerdo al miedo o ansiedad que este lo genere.

Por ejemplo,  tener una presentación  frente a público o una cita puede causar nervios y generar inseguridad.

La inseguridad es el principal causante del trastorno de ansiedad social o también llamado fobia social, debido al temor por la opinión de los demás.

Por otra parte, tener un trastorno de ansiedad social puede ser causa de una afección a nivel mental que puede corregirse a través de psicoterapia con especialistas.

Este tipo de afección debe controlarse, ya que el estrés que este genera en nosotros puede afectar nuestra vida cotidiana.

En tal sentido, conduce a una supresión en nuestras actividades diarias, así como también puede afectar nuestras relaciones de pareja, familia y amigos.

Principales signos de una fobia social

Es necesario saber diferenciar cuando estas ante un ataque de nerviosismo  y un trastorno de ansiedad social.

Ya que la timidez frente a ciertas situaciones no necesariamente es un signo de una fobia social.

Se debe tomar en cuenta que la fobia está comprendida por miedo, ansiedad y evasión de situaciones o personas, por lo tanto estos son los signos que persisten ante una fobia social:

  • Miedo o temor a ser juzgado
  • Angustia por ser humillado
  • Miedo a interactuar con personas extrañas
  • Temor al que dirán por situaciones físicas que te genere incomodidad, ejemplo: sudoración excesiva.
  • Evitas situaciones donde puedas ser el centro de atención.
  • Miedo o ansiedad ante reuniones sociales

La mayoría de estos signos se ven relacionados a situaciones donde la persona interactúa o tiene que interactuar con otros, causando ansiedad o miedo de hablar.

Es común ver personas con trastornos de ansiedad social cuando se inicia la adolescencia, los cambios hormonales pueden influir en el desarrollo de la misma.

Aunque también se puede visualizar en personas adultas, siempre y cuando no se haya canalizado la ansiedad a tiempo.

Síntomas

Los síntomas más comunes que se pueden visualizar durante un trastorno de ansiedad social son los siguientes:

  • Sudoración
  • Nauseas
  • Mareos
  • Temblores
  • Aceleración del pulso de forma incontrolable
  • Dificultad para respirar
  • Tensión muscular
  • Mente en blanco

Durante la fobia social es común presentar dos o más síntomas antes mencionados, son incontrolables y generan de cierta forma una baja de tensión.

Otra forma de saber que tienes fobia social

Evitas situaciones sociales tales como:

  • Hacer contacto visual
  • Hablar en reuniones
  • Hacer algún tipo de devolución
  • Usar el baño publico
  • Comer frente a alguien
  • Iniciar una conversación

Con el tiempo el trastorno de ansiedad social puede variar ante las situaciones de estrés, a veces  evitarlas  puede ayudar tu ansiedad pero solo es a corto plazo, es necesario recibir ayuda.

Cuándo consultar a un médico

La consulta con el médico o un profesional de salud mental es necesaria si tienes miedo o evitas situaciones sociales normales porque te causan incomodidad, angustia o pánico.

Si desean los servicios profesionales de un psicólogo revisar  aquí. Si te ha gustado nuestro artículo puedes leer más aquí

¿ Quieres pedir una cita?